ANTIGUA - TACHA BLANCA 

Dificultad:  Fácil.

Distancia:  4.2km

Resumen:

La vereda va en dirección hacia el sur por el macizo de la montaña, pasas el cementerio luego por áreas de cultivo de grano hacia Tacha Blanca.  Una vez alcanzas el riachuelo, hallarás un lugar de sombra cubierto de juncos gigantescos y en la sombra de árboles grandes.

1/5

Detalles:

El punto de partida es por la Calle el Molino hacia el oeste, (Si queremos ver un molino típico majorero continuamos por 400 metros al oeste ante de volver a nuestra ruta.)

Giramos al sur por  la calle El Durazno, pasando entre el cementerio y un estanque que recoge agua cuando llueve.

Después de llegar a la calle Artesano Pepe Melián y seguirla por unos metros hacia el oeste, hallamos a la izquierda un camino de tierra que seguiremos en la dirección sudoeste.

Al caminar por la vereda podemos observar, solares rodeados por unos muros de piedras y gavias (sistema de cultivación típicos usados  en antaño para cultivar cereales.) Además una vista panorámica de la aldea de Antigua.  Al oeste están algunas de las colinas más altas de la isla, como la Janana de 688 metros. Por el camino se ven animales pastando, (cabras, vacas).

Hacia el fin de la caminata, llegas a plantaciones de tunos, fruto del cactus que eran para recoger cochinilla, un parasito usado  para al producción de tintes.  Esta cosecha una vez fue una fuente de prosperidad para las islas, dejó de ser fuente de prosperidad cuando fueron reemplazadas por tintes químicos en la industria textil. Los tunos son apreciados aun por su fruto, del cual puedes probar mermeladas y licores caseros.

Subimos para tener excelentes vistas de ambos pueblos de Antigua hacia el norte y Malpaís que se extiende hacia el sudoeste.

Bordeamos la Majada de Tacha Blanca hasta llegar a una zona más verde donde hallaremos la “cueva” de Tacha Blanca, del cual se cuentan viejas historias. Sirvió como refugio para cazadores y gente que buscaba cobijo de la lluvia.

Aquí vemos un riachuelo que nace entre las pedazos de piedras donde juncos crecen abundantemente, y la fuente que gradualmente llena el estanque.  Esta área es actualmente usada como área de picnics, y está preparada con sillas y mesas. 

Entre las aves observamos y resaltamos el cuervo (Corvus Corax Tingitanus) y el cernícalo (Falcul Tinnunculus).  Entre las plantas enfatizamos la Camosilla (Lobularia Lybica) y el verode (Kleinia Nerfiifolia).